Publicado: Mar, 16 Dic, 2014

¿Con que cocinar?

Los cacharros de Fidel Santa Clara. El tema de los equipos electrodomésticos, entregado hace ocho años a la población, suele tener aún su polémica en la población. Cada quien ha querido dar su opinión desde su punto de vista acerca del costo, pago y duración de los mismos.

Las personas suelen decir que su llegada fue vital en la sustitución del viejo fogón del queroseno y por qué no hasta del uso de la leña y el carbón. La verdad es que le hacía más fácil a las mujeres el trabajo en la cocina.

Muchos creyeron que lo mejor sería desaparecer de la faz de la tierra los antiguos fogones, como si aquella pesadilla no pasaría de ahí, un simple sueño que nunca fue realidad, y recibir en el hogar, con júbilo y gozo, los nuevos aparatos para la cocción.

La verdad es que a la hora de ser entregados, una avalancha de interesados en su obtención, tomó los puestos donde iban a ser repartidos los módulos conformados por una olla frijolera, arrocera, una hornilla eléctrica y una cafetera eléctrica, llevándoselos al final de una larga cola.

Del pago de los artículos eléctricos ni hablar, hay quienes creían como Mireya Solange, trabajadora del comercio, quien manifestó que para ella era un acto de caridad de su presidente. Otros aseguraban que debían pagarlo cuando tuviesen el dinero, pues la situación estaba dura.
Al mes de sus usos, los talleres de reparación comenzaron a tener una gran demanda, el pedido de piezas de repuestos sobrepasaban los límites. Mientras que el consumo de energía eléctrica en las viviendas, estaban de tal manera que no había bolsillo que lo aguantara.

Y era así como el pago de los mismos parecía quedar en el olvido. El gobierno porque ni se pronunciaba al respecto, y los ciudadanos que se negaba rotundamente al pago al ver los resultados obtenidos, hoy luego de años, la población ha tenido que cumplir con los pendientes.
No obstante anunciaron la futura comercialización de un nuevo módulo de cocción, cuya venta en la red de tiendas de comercio minorista y las recaudadoras de divisas, la harán al contado, o a través de créditos concedidos en cualquiera de las sucursales del Banco de Crédito y Comercio, y el Banco Popular de ahorro.

Sobre estos asuntos moradores de distintas localidades de la ciudad, como Josefa Linares, vecina del barrio El Condado, manifiestan que padecen de la falta de repuestos de piezas para los electrodomésticos, que su mayoría se han roto por el tiempo de uso.

Latest posts by Yesmy Elena Mena Zurbano (see all)

Escribir un comentario

XHTML: Ud.puede utilizar los siguientes tags html: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>